Saltar al contenido

4 Remedios caseros para el dolor muscular

4 REMEDIOS CASEROS PARA EL DOLOR MUSCULAR

No sufras más y alivia tus dolores .

Sabemos que los dolores musculares son muy incomodos, especialmente cuando estos nos impiden entrenar o correr. La mayoría de las veces la causa de estos dolores radican en el cansancio, el ejercicio intenso, la tensión o mala postura no se trata de una dolencia grave pero afecta el bienestar y la calidad de vida.

Si eres de los que padece mucho de estos dolores, no sufras más, tampoco tomes relajantes musculares que te provocan somnolencia y malestares estomacales.

Para aliviar estos dolores existen varios tratamientos naturales, aquí te compartimos algunos de los más famosos.

También te puede interesar: ¿CÓMO SABER SI SUFRES DE “RODILLA DE CORREDOR”?

1. ROMERO

Para la inflamación muscular, las hojas de romero pueden ayudar. El romero contiene propiedades antiinflamatorias que pueden aliviar los tejidos musculares y ayudar a disminuir el dolor.

¿Cómo usarlo?

Prepara una mezcla de 30 g de romero en un frasco de agua hirviendo, cubre y deja reposar durante 30 minutos. Humedece un trapo en la mezcla de agua y hojas de romero y aplica en la zona afectada 2 o 3 veces al día.

2. VINAGRE DE MANZANA

Para el dolor muscular por tensión o cansancio, prepara una tinita o algo donde puedas meter la zona que te duele; pon agua tibia y dos tazas de vinagre de manzana, el vinagre ayudará a la distención de tus músculos, te aseguramos que después de este baño quedaras de maravilla.

3. HIELO

El hielo es el remedio por excelencia de los corredores y los atletas, hace maravillas cuando queremos desinflamar alguna parte del cuerpo. Pero si no conoces este remedio, en caso de dolor muscular intenso, aplica hielo en el área afectada para relajar los músculos y bajar la inflamación.

Evita el calor: aunque la aplicación de una compresa caliente pueda darte alivio inicial, el calor dilata los vasos sanguíneos y aumenta el flujo circulatorio a esa zona, lo que a la larga generará más hinchazón y dolor de la zona afectada.

4. PIMIENTA MOLIDA

Un gran remedio casero para tratar el dolor muscular es la pimienta. Prepara una mezcla de pimienta molida y aceite de bebe y masajea la zona muscular afectada.